La celebración de una boda es siempre motivo de alegría y, sin duda, uno de los momentos más importantes en la relación de cualquier pareja. Si está pensando en casarse, le recordamos algunos aspectos que debe tener en cuenta, antes y después, de iniciar esta nueva etapa de su vida.

El contrato matrimonial

Si está preparando su boda, sepa que cada pareja puede elegir el régimen matrimonial que más le convenga, y cambiarlo cuando y cuantas veces lo necesite. ¿Es mejor el régimen de gananciales o el de separación de bienes? Sepa en qué se diferencian, para decidir cuál le interesa más.

En España, el régimen por defecto es el de gananciales en las zonas de aplicación del derecho común, es decir, en aquellos territorios en los que no hay implantado ningún derecho foral o tradicional especial en la materia. En el caso de Cataluña, Baleares y Comunidad Valenciana se aplica un régimen por defecto diferente al del resto de España, por lo que en los matrimonios contraídos en estas comunidades será aplicado el sistema de separación de bienes. No obstante, sepa que puede cambiar el régimen en cualquier momento a través de las capitulaciones matrimoniales.

Los regímenes matrimoniales establecidos en el Código Civil español son tres:

  • Gananciales: al contraer matrimonio, se forma una comunidad de bienes formada por los bienes gananciales que, en caso de disolución del matrimonio, deberá ser repartida entre los cónyuges.

    En este régimen conviven 3 tipos de patrimonios: los 2 patrimonios privativos, uno de cada cónyuge, respecto de los cuales éstos conservan su autonomía de gestión y/o disposición y el patrimonio ganancial, que se irá nutriendo durante el matrimonio, con las ganancias que obtengan los cónyuges con su trabajo o actividad, así como con las adquisiciones que se produzcan durante el matrimonio.

  • Separación de bienes: cada cónyuge conserva la propiedad de todos sus bienes, obtenidos antes y durante el matrimonio.
  • Participación: derecho que tiene cada cónyuge a participar en las ganancias obtenidas por el otro durante el tiempo de vigencia del régimen.

¿Por qué optar por uno u otro régimen económico matrimonial?

  • diferencias entre la situación económica de los cónyuges en el momento del matrimonio;
  • riesgo patrimonial en la profesión de alguno de los cónyuges. Permite al otro proteger su patrimonio en caso de pérdida o cese de la actividad;
  • existencia de hijos previos al matrimonio, procedentes de anteriores relaciones.

El pago de impuestos

¿Declaración de la Renta conjunta o por separado? ¿Cuál es mejor opción? ¿Cuáles son las ventajas y desventaja de ambas modalidades?

Generalmente, la declaración del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) se realiza de forma individual. No obstante, pueden optar por declarar de forma conjunta las personas integradas en una unidad familiar (un matrimonio y sus hijos, si los tuvieran, o bien una unidad monoparental, formada por un progenitor y sus hijos).

Es importante destacar que una vez tomada la decisión de tributar de forma individual o conjunta, la opción elegida no es modificable para ese año fiscal. Eso sí, optar por una u otra modalidad durante un año fiscal, no es vinculante para ejercicios sucesivos, por lo que puede cambiarla en función de lo que más le interese.

Según la Asociación Europea de Asesores Financieros la opción de la declaración conjunta es ventajosa para los matrimonios en los que uno de los cónyuges no recibe ingresos o, si los recibe, son muy bajos y no superan los 3 400€. También es una buena opción para las familias monoparentales, cuando los hijos no perciben rentas. Asimismo, recuerdan que la declaración conjunta permite compensar pérdidas con ganancias, de modo que las ganancias obtenidas por un cónyuge pueden compensarse con las pérdidas obtenidas por el otro cónyuge.

Preparar y financiar una boda

Una boda en España supone un gasto de 16 534€ de media, según un reciente estudio de la Federación de Usuarios y Consumidores Independiente. Una cifra puede alcanzar los 21 205€ si la boda se celebra en Madrid y Barcelona o los 12 000€ en Extremadura y Canarias.

Contraer matrimonio viene normalmente acompañado de numerosos gastos como la luna de miel o una fiesta familiar, pero organizar una boda consta de diferentes detalles y todos ellos son importantes.

Los imprescindibles:

  • el lugar;
  • la fecha;
  • la lista de invitados;
  • el restaurante o el catering;
  • el fotógrafo, el decorador, la música…

Le aconsejamos solicitar presupuestos detallados a diferentes proveedores, para poder comparar lo más acertadamente posible. Normalmente, la mayoría de los restaurantes o caterings ofrecen la posibilidad de degustar varios platos antes de tomar una decisión sobre el menú. Además, para ayudarle a decidir y asegurarse de que no olvida ningún detalle, cada vez son más demandados los servicios de un "wedding planner”.

En TARGOBANK también queremos contribuir con nuestro préstamo personal a que vuestro gran día sea inolvidable.

Gestionar su presupuesto

Asimismo, TARGOBANK le propone soluciones específicas para comenzar a gestionar su presupuesto en pareja:

  • la apertura de una cuenta conjunta para optimizar la gestión de sus gastos comunes y el pago de recibos o la cuota de la hipoteca;
  • la contratación de una hipoteca para la financiación de su primer hogar;
  • nuestro seguro de Vida-Riesgo para ayudarle en el día a día de esta nueva etapa en su vida, asegurando su tranquilidad y la de los suyos.

Visite nuestras sucursales y consulte a nuestros Gestores sobre éstos y otros productos. ¡Déjese aconsejar!





Compartir este Zum en redes sociales:
Facebook Twitter Google+ WhatsApp

TARGOBANK - Mayo 2018

Zum, Una iniciativa de TARGOBANK.

Zum del inglés “Zoom”. La palabra Zum es la adaptación al castellano de "Zoom"y se encuentra actualmente entre las voces incorporadas al Diccionario de la lengua de la Real Academia Española.